Lo que nadie te dice antes de contratar una agencia digital (II)

El mundo del marketing y la publicidad es muy amplio, hoy en día, cada vez es menos frecuente ver que las empresas, en cualquiera sea su tamaño deciden invertir sus presupuestos de marketing en medios tradicionales como radio, televisión o vallas. “La orientación es hacia lo digital” – ¿Por qué? Porque es más sencillo, más efectivo y más económico.

En los últimos 10 años, esta demanda ha crecido, al igual que las plataformas y espacios de promoción digital.; es por esto que actualmente se ha hecho más común la denominación agencia digital y si nos vamos a lo específico, cada vez más profesionales se han concentrado en un área o en un nicho específico: vemos estudios de diseño, agencias de branding o agencias de desarrollo web, o, agencias para artistas, agencias para real estate, solo por mencionar algunas; estamos en la era de la especialización.

Como empresario, dueño de negocio, gerente o emprendedor, entiende pero, no tiene todos los conocimientos a nivel de marketing y es consciente de la necesidad de tener esta área bien cubierta, entiendo que puedes tener muchas dudas en cuanto a qué hacer, por dónde empezar, cómo administrar tu presupuesto o a quién contratar. Lo cierto es que mientras más información y alternativas hay en el mercado, más complejo parece todo.

Antes de continuar, es importante que estés muy claro en que:

  1. Marketing y publicidad requiere dedicación, tiempo y esfuerzo. Para esto necesitas a una persona o incluso a un equipo abocado a este fin.
  2. El marketing digital no es gratis. Los servicios de agencia, los hostings, dominios, consultorías, Ads, plataformas, CRMs, recursos gráficos, etc., tienen un costo.
  3. Marketing digital no es igual a redes sociales. Este implica también sitios web, SEO, SEM, pauta digital, email marketing, y muchas otras cosas más.
  4. Aunque lo puedes hacer y nadie te va a detener, no deberías hacer publicidad sin antes tener un branding (interno y externo) bien definido y mucho menos, sin una estrategia. Este es un grave error porque sin una identidad de marca clara ni una ruta de acción establecida probablemente no vayas a lograr resultados que estás esperando y pierdas dinero en el camino.
  5. Por más confianza que tengas en tu equipo o en quien contrates, no puedes desentenderte por completo de la gestión de comunicación y publicidad de tu marca. Si no hay un trabajo sinérgico entre cliente y agencia, tendrás una factura que pagar cada mes, pero sin ningún, o pocos beneficios como contrapartida.

Dejando estos puntos muy en claro, procedo a comentarte cuáles son algunos de los tipos de agencias digitales que existen y cómo se pueden adaptar estas a tus necesidades;  antes de empezar tu camino en el mundo digital es ideal conocer estas diferencias puntuales, pues así te ahorras tiempo buscando agencias y, a su vez, puedes prepararte para designar un presupuesto acorde (porque sí, las tarifas no son las mismas).

Distintas necesidades, distintas soluciones…

Al momento de dar el gran paso para invertir en la promoción de negocio debes dirigirte a los expertos que atiendan tus necesidades puntuales.

Recuerda que aunque si bien en el mundo del marketing digital se utilizan parámetros generales, no existe una fórmula de acción única y transferible a cualquier marca.

  • Agencias de branding:se enfocan en la creación de una marca desde sus comienzos; esto involucra la definición del nombre, concepto, propuesta de valor, personalidad así como la creación de su identidad visual. Es importante destacar que no todo mercadólogo, publicista o diseñador es especialista en branding. Esta es un área bien particular que requiere de talento, mucha visión y creatividad.
  • Agencias de desarrollo web: estas se encargan del desarrollo de interfaces digitales, del diseño e implantación de sitios y aplicaciones para web, utilizando conocimientos de programación y lenguaje visual. Quienes se dedican a esta rama, normalmente son diseñadores e ingenieros, pues esto es una mezcla entre trabajo creativo y tecnología.
  • Agencias de redes sociales: me atrevería a decir que son el tipo de agencias que más abundan en el mercado. Son aquellas dedicadas a la planificación y gestión de redes sociales y todo lo que eso implica; suelen enfocarse en la comunicación de la marca y el crecimiento de su comunidad en estos medios.
  • Agencias de pauta digital: se dedican exclusivamente a la colocación y optimización de anuncios en las plataformas digitales de Facebook, Google, Linkedin, Spotify, Waze, y/o demás medios programáticos. Quienes se dedican a esta área deben tener un conocimiento técnico en estas plataformas.
  • Agencias integrales de marketing digital: ofrecen múltiples servicios en el área digital, es decir hacen parte, o todo, lo que hacen las anteriormente mencionadas, para esto, requieren de un staff más amplio. Tienen la gran ventaja de que ven la comunicación, marketing y publicidad de las marcas desde un punto de vista integral, para lo que generan estrategias que emplean múltiples canales digitales con la finalidad de lograr todos los objetivos que se tengan, ya sean de posicionamiento, ventas o fidelización.

Entonces… ¿cuál escojo?

Los objetivos de tu marca y de tu negocio determinarán el tipo de agencia que necesitas. Algunas de las preguntas que debes hacerte y ayudarán a identificar tus necesidades son:

¿Qué estoy buscando en este momento?
¿De cuánto presupuesto dispongo?
¿Necesito crear una marca?
¿En qué medios tiene presencia mi marca / negocio?
¿Ya mi marca / negocio es conocido o estoy empezando desde cero?
¿Estoy claro de lo que necesito o requiero de asesoría?
¿Qué tanto tiempo tengo para dedicar al marketing de mi negocio?
¿Dispongo en mi empresa de un personal experto en marketing digital?

Si tienes un presupuesto bajo, si apenas estás comenzando a adentrarte en el campo digital, si deseas que tu negocio adquiera más visibilidad en Internet, si has identificado que el público de tu área comercial se encuentra en las redes sociales (Instagram, Twitter, Facebook), las agencias de social media son lo ideal para ti. Pequeños y medianos emprendimientos de ropa, comida y retail en general, son industrias a las que les va muy bien en social media.

Por el contrario, si aspiras a lograr objetivos más concretos y amplios en cuanto a posicionamiento y ventas una agencia integral de marketing digital probablemente sea lo que necesitas para cumplir con el nivel de demanda y dificultad que supone, por ejemplo, una campaña omnicanal.

El dilema del valor vs. el precio

Debo mencionar que al igual que en todo, sin importar el tipo de agencia que busques, de todas la que acabo de explicar, pueden haber excelentes agencias, muy profesionales y que te van a dar un servicio estupendo, donde sentirás que cada dólar que has pagado está más que justificado, así como agencias con una fachada bonita pero sin experiencia, calidad o profesionalismo detrás de ellas, donde te arrepentirás de haber invertido tu tiempo y dinero.

Asimismo, aunque esto no es una regla estricta, lo cierto es que en todos los mercados, la calidad viene atada a un cierto precio. Hay cientos de anuncios en Instagram de “agencias” ofreciéndote un paquete de servicios por $50, pero ¿qué realmente vas a obtener de ese servicio? ¿es eso lo que necesitas? ¿esto va a resolver tus problemas? Quizás si necesitas un pequeño apoyo con artes para una promoción, esa solución es justo lo que buscas, pero lo cierto es que si vas a tomarte en serio el marketing de tu negocio, debes saber que el rango de precios es muy amplio, y cada agencia asigna sus precios en función al nivel de expertise de su staff, trayectoria y plataformas con las que cuenten, solo por nombrar algunos aspectos.

Hay muchos puntos de comparación además del precio

Te impresionaría saber la cantidad de clientes que suspenden sus servicios con una agencia de social media (a veces tres o seis meses después del primer contrato) porque creyeron que con solo tener cuentas en Instagram, Twitter, Facebook, un logo y feed bonitos, sus ventas llegarían a las nubes.

Las capacidades de acción y maniobra entre una agencia de marketing digital, una de social media, e inclusive un freelancer, no son equiparables, y por ende, es más que entendible la diferencia de costos y tarifas. Por lo tanto, hay que evitar caer en el error de creer que es solo un tema de precio; hay mucho más detrás de ello.

Mi recomendación para cualquier tipo de cliente, sea una marca personal, un emprendimiento en sus inicios o una empresa constituida y con trayectoria, es estudiar y analizar las diferentes opciones que existen en el plano digital. De esta manera, se evitan desilusiones o despilfarro de dinero contratando servicios que no cumplen con los objetivos planteados.

Espero que después de ahondar un poco más en las diferencias entre las agencias, hayas podido llegar a una resolución sobre a quién contratar y qué esperar de cada una.

Ir arriba