Estética y ahorro de tiempo: Las apps que facilitaron mi vida de community manager

Iniciarse en el mundo del marketing digital es como cualquier otro trabajo. En él te encuentras principios básicos del arte de conectar con potenciales clientes a través de la autopista 2.0, referentes de quienes aprendes día con día, distintos perfiles de clientes y colegas y, como es de esperar, metamorfosis constantes en las praxis que ponen a prueba tu nivel de adaptación a los cambios.

Al principio creí conocer lo esencial para hacer bien mi trabajo, pero con el tiempo, y sobre todo condicionada al tipo de marcas que gestioné, me fui dando cuenta de que mi desempeño podría ser aún más óptimo si dispusiera de ciertas herramientas que me ayudaran a organizarme mejor.

Más pronto que tarde vi como se me iban amontonando los posts, que perdía valioso tiempo tratando de separar los párrafos de los captions, que me retrasaba por no tener los diseños en la fecha establecida, que los links exageradamente largos afeaban mis publicaciones, y así una cantidad de situaciones que estaban afectando mi labor.

Como podrás imaginar, para un community manager, y en realidad para cualquier profesional inmerso en el marketing digital, el tiempo es vital. Es más valioso que el oro o el petróleo —seguro crees que exagero—, por lo que cualquier apoyo o empujón que nos impulse con más efectividad y rapidez a las metas, será más que bien recibido.

Tal vez las conozcas, o puede que no, pero hoy te quiero compartir cinco apps y programas gratuitas que facilitaron mi trabajo como community manager:

  1. Space:

En mis primeros meses manejando redes sociales, la lucha eterna fue separar los párrafos de los captions con puntos o guiones en Instagram. No me gustaban, y estoy segunra de que a nadie le agradaban pues rompen con la fluidez de la lectura. Pero un día llegó hasta mis manos este grandioso aliado.

Con Space te olvidas de los bloques de textos sin sentido y de los absurdos caracteres incómodos como los puntos y guiones —“.” “-“—  para separar párrafos. Simplemente debes escribir en el espacio en blanco indicado, le das clic a “Convert (& copy to clipboard)” y listo, ¡hola, saltos de líneas!

Eso sí, si en lugar de escribir directamente vas a copiar el caption, te recomiendo borrar los espacios entre párrafos y volverlos a separar para evitar que se junten de nuevo.

Considero que, desde el punto de vista estético, es muy importante cuidar de las formas. Recordemos que la primera impresión, en la mayoría de las ocasiones, sí es la que cuenta. Por lo que un diseño de mal gusto, una ortografía decadente o hasta un mensaje atropellado pueden ahuyentar a tu público antes de maravillarse con tus productos o servicios.

2. Canva

¿Quién salva el día cuando no hay diseños listos y se debe publicar para ayer? Canva. ¿Quién tiene una variedad increíble de plantillas para hacer de tu marca la más aesthetic y trending? Canva. ¿Y quién los ofrece gratuitamente? Canva.

Canva es un programa intuitivo y muy fácil de usar. Brinda una galería atractiva para todo tipo de diseños, desde invitaciones hasta portadas de libros. Además, cuenta con las dimensiones respectivas para cada red social tanto para feed, headers e stories. Toda una maravilla del siglo XXI.

La única condición para que esta app te salve el día, o el post, es que en ella encuentres las tipografías establecidas en el manual de identidad gráfica de la marca que llevas —siempre puedes comprarlas si es necesario—. Por el contrario, si apenas vas iniciando con una marca personal sin identidad propia —como puede ser la tuya cuando vas empezando— pero no se cuenta con el presupuesto para contratar a un experto en el área, esta aplicación te ofrecerá diversas opciones para que vayas confeccionando tu imagen en la red. 

Por supuesto, es este mundo de colores y formas, hay opciones para todos los gustos. También podrías apoyarte con apps como PicsArt u Over, ambas con sus respectivas versiones gratuitas.

3. Bitly

Así como Space, esta no es una app como tal sino una página para acortar los vínculos o links que deseas compartir en tus posts de TwitterFacebookLinkedIn y demás.

Como bien imaginarás, no es la única que existe, también están Cuttly y Tuny URL.

Para los que no trabajan como lobos solitarios sino que conforman un team en una agencia de marketing digital, programas como Basecamp suponen un gran apoyo para la gestión y monitoreo de proyectos.

Basecamp es una valiosa herramienta colaborativa para equipos que se caracteriza, principalmente, por la simplificación de los métodos de trabajo y por establecer un canal comunicacional sencillo entre los usuarios. Lo podrás manejar tanto desde la pc como desde la app.

Para el community manager resulta bastante útil pues podrá estar al tanto sobre los avances en distintas tareas en las que está involucrado directa o indirectamente, como los artes designados a los cronogramas. También podrá compartir archivos entre los miembros del equipo de trabajo, generar informes, entre otros.

Lo mejor de esta herramienta es que es súper intuitiva, por lo que no requerirás más que un par de horas para adaptarte a este práctico organizador de actividades.

Y algo que uno agradece mucho de este organizador, es que cuando se aproximan las fechas de entrega de los “to-do’s” asignados a ti, te avisa con días de anticipación, por lo que los sustos por haber “olvidado” un pendiente irán desapareciendo poco a poco, jejeje.

Junto a Basecamp, también están otros gestores como Trello y Monday, pero personalmente prefiero al candidato amarillo por su interfaz amigable y su versatilidad de opciones.

  • Programadores de posts

Particularmente, este ha sido de los mejores aliados para el community manager. Disponer de un “automatizador” de posts marca la verdadera diferencia entre aprovechar y desaprovechar el tiempo.

Por supuesto, esto no significa que una vez termines de programar las cinco o 10 publicaciones semanales, podrás olvidarte de la cuenta y perderte en algún maratón en Netflix. Claro que no, el trabajo sigue, pues deberás estar atento a las interacciones y no descuidar a tus leads, pero al menos tendrás más libertad y margen de acción al “salir del paso” de los posts designados para esa semana de trabajo.

A lo largo de mi experiencia, he utilizado dos de los principales automatizadores de publicaciones de RRSS: Hootsuite y SocialGest. El primero lo usé en su versión gratuita, mientras que con el segundo tuve la oportunidad de trabajarlo formando parte de una agencia de marketing.

Ambos fueron excelentes ayudantes en la organización de mis tareas y el ahorro de tiempo. Te permiten programar los posts en las principales redes sociales a través de una interfaz intuitiva y completa.

En el caso de la versión gratis de Hootsuite te permite gestionar tres cuentas en redes sociales y programar hasta 30 publicaciones semanales—ni una más—. Específicamente sirve para Twitter, Facebook, Instagram, LinkedIn, Pinterest y YouTube.

Si alguna vez usaste Tweetdeck, encontrarás que ambas plataformas son bastante similares en cuanto a diseño. Mediante distintos tableros, te ofrecerá un  estatus de  tus cuentas: menciones, posts programados, mensajes directos, búsquedas recurrentes y tendencias.

Junto a este grande de la gestión de publicaciones, se viene SocialGest, el cual permite programar y distribuir contenido a través de diferentes perfiles sociales: Facebook, Twitter, LinkedIn e Instagram. Pero no solo eso.

La gama de opciones de este gestor lo hace uno de los más atractivos. Para Instagram podrás programar el contenido que requieras como imágenes, videos, carruseles e historias. Solo recuerda que una vez programes el contenido, debes hacer una serie de pasos adicionales en tu teléfono inteligente.

Algo bastante aprovechado por los community al momento de organizar su cronograma de posts es la visualización previa que ofrece SocialGest para verificar cómo va quedando el feed de la cuenta que estás gestionando. Esto te permite certificar que cada post haya salido en el orden previsto.

También tienes la opción de reprogramar, pausar contenido, aprobar publicaciones de otros sub-usuarios e incluso guardar publicaciones en borradores para publicar o revisar después.

Otro punto a su favor es que, por medio de la funcionalidad de análisis, podrás descubrir cuáles son las mejores etiquetas o hashtags que brinden un mayor alcance y posicionamiento para tus publicaciones. ¡Ideal para hacer crecer a las marcas!

¿Los únicos en la palestra? ¡No!

En la actualidad, contamos con una gran variedad de automatizadores, algunos especializados en una o dos redes sociales, como es el caso de Tweetdeck para Twitter, o Planolypara Instagram Pinterest, o el mismísimo Facebook que te permite programar los posts, y, paralelamente, con Facebook Creator Studio puedes programar las publicaciones de la red polaroid.

Otras, en su versión paga, te proveen de un alcance más amplio. Entre ellas está Crodwfire.

Una de las funciones más aplaudidas es la búsqueda de contenido relacionado con tu marca y público objetivo, un aspecto más que interesante cuando de estar un paso delante de tu competencia se trata. Asimismo, esta herramienta de programación te da sugerencias de cuáles horas son mejores para publicar.

Sin embargo, en el modo gratuito solo puedes programar 10 publicaciones por red social al mes, y no permite programar para Pinterest.

Funciona para Twitter, Facebook, LinkedIn, Pinterest, YouTube y Instagram (vía app).

En la otra esquina tenemos a BUFFER.

Este programa cumple con los comandos básicos de todo automatizador, pero destaca por su capacidad para conectarse con muchas otras herramientas, como IFTTT.com Esta opción es súper útil pues cada vez que publiques algo en tu web o blog, te guste un artículo en Pocket o añadas un evento en tu calendario, BUFFER lo agregará al calendario automático de publicaciones.

En la versión gratuita te da acceso a tres cuentas en redes sociales y te deja programar 10 publicaciones por adelantado. Podrás usarlo para Twitter, Facebook, LinkedIn, Pinterest (solo en versión de pago), YouTube y Instagram (directo y vía app).

¿Crees que te facilitarán la vida?

Sin lugar a dudas, a mí me la facilitaron, y no dudo que sea igual para ti. Recordemos que el trabajo de marketing digital es como si fuésemos una app, no sabemos cuándo, pero nos aguarda una próxima actualización. En este universo requerimos de los mejores instrumentos para optimizar la presencia virtual de los negocios bajo nuestra responsabilidad.

Por eso siempre debemos estar atentos a las nuevas buenas y enfocar nuestros esfuerzos hacia los puntos claves para hacer de nuestro maravilloso trabajo, uno divertido y enriquecedor.

Espero que después de conocer a estos cinco amigos —más las apariciones especiales, jejeje—, hayas encontrado tu propio tesoro de herramientas.

Te invito a compartir en los comentarios si conoces otras apps indispensables para todo community manager. Después de todo, ¡nunca se deja de aprender!

Ir arriba